No sirve ni para ladrón

Un sujeto de Granadero Baigorria intentó en Ricardone cometer, por lo menos, cinco asaltos. Ninguno consumó. Cuando quiso escapar, se inició una persecución y fue atrapado por la policía


Un sujeto fue detenido por la policía de Ricardone luego de haber intentado llevar a cabo cuatro atracos, sin poder consumar ninguno de ellos.

Alrededor de las 14:30 de ayer, la comisaría recibió una primera denuncia, radicada por una vecina, quien relató que Urbano de Iriondoun hombre le había intentado sustraer la bicicleta. Cuando la policía se prestaba a dirigirse a ese lugar, otra vecina acude también a la comisaría quien informó haber sido víctimade un intento de robo, también en la misma arteria y por el mismo presunto sujeto.

Minutos después los uniformados recibieron una comunicación telefónica por parte de un vecino, domiciliado en San Lorenzo, que explicó que el mismo individuo, bajo amenazas y aparentemente portando un arma, había obligado a un empleado suyoa subirse y conducir una camioneta de su propiedad, una Pick Up Chevrolet, color blanco, y que se dirigía hacia la zona del basural, que él lo estaba siguiendo en su vehículo particular.

Inmediatamente el personal salió en su búsqueda ubicándose la camioneta a poca distancia del predio de la firma Resicom SRL, la que era seguida por un coche color negro, propiedad del dueño de la pick up, tal como lo había relatado telefónicamente.

En esos momentos la camioneta detuvo su marcha y desde el vehículo descendió la victima. Los actuantes, al acercarse, vieron que el delincuente intentaba darse a la fuga, siendo retenido en primera instancia por el denunciante. Luego de un forcejeo con los policías se procedió a desarmarlo, secuestrándosele un cuchillo de 8 centímetros de hoja y 11 de mango.

Una vez en la dependencia policial se lo identifico como Eusebio F., de 25 años de edad, domiciliado en Granadero Baigorria. En el lugar se encontraba además otras dos vecinas que alegaron haber sido víctimas de un intento de robo por parte del mismo sujeto.

El delincuente quedó arrestado y, a pesar de no haber consumado ninguno de los robos, igual se le instruyó una causa judicial, en la que también se lo imputó por resistencia a la autoridad y uso de arma.

10