San Lorenzo: “Bravo Energy no se convertirá en una cooperativa recuperada por sus trabajadores”


“Nosotros somos trabajadores y no empresarios, tenemos un proyecto en la vida de ser obreros y no pensamos como patrones”, resumió Rubén Pérez, secretario general del Sindicato del Petróleo, Gas y Biocombustible de San Lorenzo en alusión al futuro de la firma Bravo Energy, cuya actividad cesó hace dos semanas atrás, y alguna posibilidad de tomar la propiedad de dicha planta para convertirle en una cooperativa de trabajo, a modo de sostener los puestos de empleo.

La posición del gremio sigue siendo clara, como desde el primer día en que se suscitó el conflicto a expensas de cerrar sus puertas, cesantear a la mitad del personal (unas 18 personas) y suspender a la otra (otras 18 personas).

“Pedimos la reapertura de la fábrica junto con el pago de sueldos atrasados y, eventualmente, el abono de indemnizaciones”, ratificó el sindicalista luego de la nueva reunión conciliatoria librada este mediodía en sede del Ministerio de Trabajo de la Provincia, en Rosario, donde nada se avanzó respecto de la situación ya conocida.

“En estas condiciones es muy complicado que la fábrica abra, pues es mucho el dinero que se debe, no solo a sus obreros, sino también al sindicato (cuota sindical) al estado nacional (cargas sociales y obra social), al local (impuestos impagos) y hasta a proveedores; la deuda es millonaria, pero tampoco la patronal propuso alguna alternativa como revertir esta situación”, esgrimió uno de los delegados gremiales, tras el encuentro.

10