Ex empleado actuó con resentimiento y robó a conocida empresa de San Lorenzo

Actuó encapuchado, pero igual lo reconocieron. Lo atraparon en Puerto San Martín y recuperaron el botín, de 60 mil pesos. Sucedió ayer

Un ladrón ingresó, ayer al mediodía, en las oficinas de una conocida empresa sanlorencina y, encapuchado y con arma en mano, amenazó al personal y se llevó un botón de 58 mil pesos, en efectivo. Tras el atracó su subió a una Renault Duster de una de las víctimas y huyó.

Pero durante el asalto alguien creyó descubrir algo en el actuar del caco, y así, luego fueron atando cabos hasta dar con su identidad: se trataba de un ex empleado de la firma.

Las tareas de investigación llevaron a la policía hasta Puerto San Martín, a un domicilio particular donde se ubicó, allanamientos mediante, a un joven de 22 años que fue sindicado como el ladrón y, efectivamente, un ex operario de dicha firma.

El robo ocurrió a las 6.05 de ayer en la planta industrial que pertenece a SCG 1887, ubicada en Paraguay al 600, en San Lorenzo.

El vehículo que sustrajo para esca`par fue hallado, abandonado, en calle Blas Perera al 100.

 

MÁS NOTICIAS
#129Aniversario Famosa modelo de la escena nacional llega a Puerto San Martín

#129Aniversario Famosa modelo de la escena nacional llega a Puerto San Martín

Junto a otras mannequins estará en en la muestra de cortes, estilos y peinados a cargo del coiffeur Héctor Gabriel Sánchez

Drogado, se creyó luchador de UFC y rompió el blindex de la comsaría de Puerto San Martín de una patada

Drogado, se creyó luchador de UFC y rompió el blindex de la comsaría de Puerto San Martín de una patada

El hombre fue llevado entre forcejeos a sede policial luego de amenazar a camioneros que ingresaban y salían de Bunge.

#VIDEO Momento en que ladrón llenó el tanque, ataca al playero y huye del lugar sin pagar un centavo

#VIDEO Momento en que ladrón llenó el tanque, ataca al playero y huye del lugar sin pagar un centavo

Luego fue atrapado por la policía. Ocurrió anoche en Granadero Baigorria. El empelado intentó detenerlo, pero resultó infructuoso. Se quedó masticando toda la bronca