Todo por un par de siliconas: Tres mujeres rompen tecnología y agreden a empleados de un medio de comunicación sanlorencino

Sucedió ayer. Las agresoras, presas, estaban indignadas por el tenor de un reportaje en el que dijeron que usaron plata para un implante mamario

Todo se inició cuando una mujer denunció el uso de plata de una camparsa para implantarle siliconas en los pechos a una participante.

Pasado el mediodía de ayer, la radio de frecuencia modulada 101.1, en San Lorenzo, fue escenario de una gresca entre tres mujeres y dos empleados, a los cuales luego se sumó su propietaria.

De acuerdo a las versiones aportados, los hechos se iniciaron cuando las señaladas vecinas arribaron hasta la emisora para demostrar su rechazo a una entrevista realizada durante la mañana, con otra vecina de la ciudad, en la que acusaba de no recibir una ayuda social porque, según expreso, desde Bienestar Social habían gastado el grueso de su presupuesto en los subsidios otorgados a las murgas y comparsas, con motivos de los últimos carnavales.

Incluso fue más allá y precisó que una de las responsables en recepcionar uno de esos subsidios, lejos de utilizarlo para los fines  determinados, desvió ese dinero para costear una cirugía estética para un implante mamario de siliconas a una de sus hijas, quien participó del último concurso para la elección de reina de los carnavales locales.

Durante la entrevista, la reporteada no dio el nombre de la persona que supuestamente malversó dichos fondos, como tampoco del empleado o empleada que le aportó la respuesta desde Bienestar Social asegurándole que no tenían más dinero para ayudas sociales porque todo había sido gastado en los carnavales, explicación poco seria y menos convincente si se trata de un funcionario o empleado público.

Todos estos dicho hizo enfurecer a una mujer que resultó ser madre de una chica que participó en el concurso a reina en  los carnavales y que, a vista de los hechos, se sintió aludida por la reporteada. Por ello decidió ir hasta la emisora, en compañía de otras dos mujeres, y exigir que se le levantara dicha entrevista del Facebook de la radio de frecuencia modulada (donde se la había colgado), y lejos de pedirlo con amabilidad se lo hizo con un tono algo amenazante y actitud impaciente, a tal extremo que enseguida comenzaron a volar carterasos, patadas y arañasos de estas tres mujeres para los dos empleados, y también para la dueña de la empresa, la periodista Gloria de los Ríos.

El resultado fue una notebook y una impresora rota y algunos magullones entre los miembros de FM 101.1

Lo más dramático de toda esta absurda situación fue cuando a delos Ríos intentaron arrojarla por una escalera desde un primer piso, según su declaración. A pesar del intento, las agresoras no lograron su cometido.

Las tres mujeres acabaron siendo detenidas y trasladadas hasta dependencias de la comisaría 1º de San Lorenzo.

Dos cosas más para agregar: por un lado, no quedó  claro si se usó ese dinero para costear la intervención quirúrgica, como tampoco siquiera si la susodicha niña tiene “nuevos” pechos; y por el otro lado, cabe exponer la solidaridad para con los trabajadores agredidos de esa frecuencia modulada y el repudio a tal violencia.

MÁS NOTICIAS
Bunge: Industriales que ignoran a sus vecinos y mandan desde Buenos Aires

Bunge: Industriales que ignoran a sus vecinos y mandan desde Buenos Aires

Lo que pasa hoy en Puerto San Martín es reflejo del desconocimiento que muchos empresarios tienen de la zona. Contaminación y promesas no cumplidas hicieron estallar a un vecindario

Albañil de Capitán Bermúdez violó a nueve de sus doce hijas biológicas

Albañil de Capitán Bermúdez violó a nueve de sus doce hijas biológicas

Una de ellas se animó e hizo la denuncia penal. Tiene un hijo de su padre. Admitió que es abusada desde que tiene uso de razón. El degenerado tiene 57 años de edad

San Lorenzo: Un auto a gran velocidad se incrustó en el interior de un negocio

San Lorenzo: Un auto a gran velocidad se incrustó en el interior de un negocio

Fue ayer; un joven de 19 años, a bordo de un Ford Focus, circulaba a gran velocidad por Avenida San Martín y, por causas que se tratan de establecer, terminó adentro de un local y destrozando todo