Cargill: “Confiamos en no vernos obligados a sufrir nuevas interrupciones”

La multinacional confirmó el inicio de acciones judiciales a trabajadores y dirigentes gremiales que agredieron a personal de la fábrica, ayer, en sede de la cartera laboral rosarina


En un comunicado de prensa difundido en las últimas horas, la multinacional sostuvo que la suspensión de las operaciones y de su personal, durante los últimos 5 días en las plantas de Villa G. Gálvez y Punta Alvear, “obedeció a no poder garantizar las condiciones adecuadas para operar de forma segura, luego de sufrir más de 80 paros sorpresivos e intermitentes en las últimas dos semanas”.

Y a reglón siguiente, indicó: “Confiamos en no vernos obligados a sufrir nuevas interrupciones”.

En el mismo comunicado, Cargill repudió “profundamente las agresiones sufridas por personal de la empresa a la salida de una audiencia en el Ministerio de Trabajo de la Provincia” (ayer, en su sede de Rosario).

“Entendemos que estos hechos atentan contra el canal de diálogo que se busca mantener. Asimismo, iniciaremos las acciones judiciales correspondientes para que los responsables reciban las sanciones que corresponden”, concluyó.

10