Roban Iglesia, se llevan equipos de audio y defecan en el altar

Fue antes del fin de semana, pero recién se hizo público ahora. Se trata de una institución cristiana de Grandero Baigorria

La Iglesia Cristiana Abrigo del Santísimo, ubicada en las calles Silvestre Begnis y Calle 9, en Granadero Baigorria, fue blanco de un robo.

Según pudo establecerse, los ladrones ingresaron por un terreno baldío lindante, violentaron una ventana, accedieron a un pasillo y de allí, finalmente, incursiuonaron en la iglesia.

Ya en el interior se alzaron con un equipo de audio, un proyector HD, un Tv Led, un radiograbador y tres micrófonos inalámbricos.

Sin embargo, no conforme con sus fechorías, fueron más allá  y defecaron en el altar, para luego, ensuciar con excrementos todo el lugar

La esquina en la que funciona la Iglesia. A pesar de disponer de persianas, los cacos igual pudieron ingresar y provocar destrozos.

Nicolas García, colaborador de la entidad, se mostró preocupado y no entendiendo las razones del hecho. A la vez, solicitó a los vecinos del barrio que no compren en la reventa los elementos sustraídos.

Fuente: Baigorria Informa

MÁS NOTICIAS
Murió la mujer que fue atropellada por un tren y que andaba por las vías con auriculares puestos

Murió la mujer que fue atropellada por un tren y que andaba por las vías con auriculares puestos

Caminaba escuchando música a alto volumen y no se percató que venía el convoy. Fue internada y operaba en el Clemente Álvarez, en Rosario. Falleció esta tarde

De terror: encontraron a un cienpiés venenoso dentro de la habitación de una niña

De terror: encontraron a un cienpiés venenoso dentro de la habitación de una niña

Vecinos de calle Tucumán de Maciel encontraron un escolopendras (ciempiés) con un par de colmillos venenosos. En este caso, la alerta fue mayor ya que la especie fue hallada en la habitación de una pequeña.

Violencia escolar: Dos jóvenes se enfrentaron a golpes mientras son filmadas por compañeros

Violencia escolar: Dos jóvenes se enfrentaron a golpes mientras son filmadas por compañeros

El hecho ocurrió en la localidad de Monje, las protagonistas dos menores que concurren al colegio secundario del pueblo