El complejo sojero volvió a encabezar el grueso de exportaciones argentinas en lo que va de este año

Sumó, entre colocación de soja, maíz y trigo más de 11.000 millones de dólares. La región sigue sosteniendo la economía del país, por lo que la pregunta, entonces, es: ¿Nos merecemos más a cambio de todo lo que damos?

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) dio a conocer las cifras de las exportaciones argentinas que se colocaron durante el primer semestre del año.

Y los resultados fueron, una vez más, contundentes, colocando al complejo agroexportador de la región al tope de las ventas, siendo la soja y sus derivados, lo primero, y luego bastante más atrás sigue el maíz y el trigo, en el tercero y quinto lugar d ela table; en el medio, se anotan los sectores automotriz (segundo) y petrolero-petroquímico (cuarto).

Lo cierto es que el complejo sojero, con epicentro en San Lorenzo, Puerto San Martín y Timbúes, se halla, una vez más, en la cima concentrando el 25,3% de las exportaciones totales argentinas. La cifra, traducida en dinero fue de 7.558 millones de dólares, que al cambio de hoy, significan unos 300.000 millones de pesos.

Los números no son muy optimistas, pero tiene su razón de ser por la intensa sequía que registró la actual campaña.

Comparativamente al año pasado, la cosecha se redujo en unos 20 millones de toneladas (fue de 36 millones de toneladas), y eso se tradujo en un 15,5 por ciento menos de recaudación monetaria.

Durante todo 2017, la harina de soja había sido el principal producto de exportación, según el Indec. Por detrás, se había ubicado el maíz, y el aceite de soja (englobando tanto el refinado como el bruto) había ocupado el tercer lugar.

Respecto al maíz, el primer semestre concentró ventas por 7,4 por ciento del total, lo que equivale a 2.204 millones de dólares (un aumento de 26,1% respecto a 2017), y el trigo representó el 5,3 por ciento y 1.585 millones de dóalres, respectivamente.

Desglosando cada sector agropecuario, el Indec demostró que la soja, de los 7.558 millones de dólares exportados, el 63,8 por ciento de las ventas generadas desde el complejo agroexportador correspondió a harinas y pellets de soja (4.822 millones de dólares); 18,7 por ciento a aceite de soja (1.410 millones); 7,4 por ciento a biodiésel (557 millones); y 6,8 por ciento a porotos de soja (516 millones de dólares).

Estos últimos datos también demuestran la importancia de la industrialización de estos productos, ya que los embarques de poroto sin procesar solo representó una mínima proporción. El grueso tuvo valor agregado generado desde las plantas fabriles enclavadas, principalmente, en esta región.

Bien podría decirse, con cierto orgullo, que la industria sojera del complejo agroexportador local sigue generando y sosteniendo el grueso de las divisas que necesita el país para sostener la economía nacional. Una realidad que parece no concebirse con la mirada que tiene buena parte de la sociedad que habita estas poblaciones ni de muchos dirigentes gremiales, sociales, políticos y también empresariales.

Dejar pasar un momento así, con una industria tan potentosa como la agroexportadora, es desperdiciar la realidad económica, histórica, que hoy dispone el Cordón Industrial. Por eso, si la dirigencia de la región no muestra estar a la altura de las circunstancias, en un contexto tan favorable como el actual, pasarán a la fila de los “intrascendentes”, como ya lo hicieron tantos otros.

 

 

MÁS NOTICIAS
“El ajuste que hace este gobierno sobre el pueblo, se lo regala a las agroexportadoras”

“El ajuste que hace este gobierno sobre el pueblo, se lo regala a las agroexportadoras”

Edgardo Quiroga, referente histórico del movimiento sindical local, arremetió contra la principal industria de la región

#ParoGeneral: Escasa actividad comercial en el Cordón Industrial a primera hora de hoy

#ParoGeneral: Escasa actividad comercial en el Cordón Industrial a primera hora de hoy

La avenida San Martín, en San Lorenzo, centro comercial por excelencia, muestra un panorama poco habitual con muchos comercios cerrados

Gabriel Strumia pasa sus días preso a la espera del juicio y preocupado por la salud de su esposa

Gabriel Strumia pasa sus días preso a la espera del juicio y preocupado por la salud de su esposa

El principal acusado por la muerte de Paula Perassi está detenido en Piñeiro. “Está muy deprimido porque su esposa no está bien”, confió su abogado a SL24. Se abrió una cuenta de Instagram a su nombre.