Se reanuda la búsqueda de Emiliano Sala, casi sin esperanzas: qué le sucedió al avión

Sin grandes novedades y con "pocas esperanzas", los rescatistas continúan intentando hallar restos que les permitan determinar qué sucedió.


Hoy la policía de Guernsey, uno de los grupos que está a cargo de la búsqueda del avión, señaló que se reanudaron los trabajos por zonas específicas. Están realizando una búsqueda “costera” utilizando un avión entre las Islas del Canal de Burhou, los Casquets, Alderney, la costa norte de la península de Cherbourg, la costa norte de Jersey y luego de regreso sobre Sark. Pequeños lugares en el Canal de la Mancha.

“Ha sido un día largo y ha cubierto otra enorme área de mar. Concentramos la búsqueda de una balsa salvavidas y dos ocupantes, pero no los hemos encontrado. Es frustrante y no hemos perdido la esperanza. Muchas personas han estado trabajando muy duro en el aire, en el mar y en el suelo y han hecho todo lo posible”, señaló a última hora de ayer David Barker, capitán de puerto de Guernsey.

Sobre la chance de encontrarlos con vida en el agua, el mismo Barker estima que, sin una balsa, la posibilidad de una persona de sobrevivir a esas temperaturas es de “tres horas” aunque esto aumentaría con una balsa. “Sus posibilidades en la balsa serían más largas”, sin embargo evalúan que casi tres días es mucho tiempo.

La imagen de Sala en el centro de entrenamiento de Nantes

Un tiempo después de anunciar que continúan con la búsqueda, la policía de Guernsey señaló que una vez que hayan recorrido todos los puntos previstos evaluarán “cómo continuar”.

La teoría sobre lo que le sucedió al avión

Algunos diarios ingleses, entre ellos The Sun, señalan lo que creen, le podría haber sucedido al avión que trasladaba a Emiliano Sala a Cardiff. Al cruzar el Canal de la Mancha en medio de una ola polar, con el frío característico de esta época del año, señalan que se podría haber caído por “hielo en las alas”.

“Hay informes de que el futbolista estaba enviando mensajes de texto diciendo que la aeronave se está sacudiendo y rompiendo, signos clásicos de hielo en las alas”, sostieneel diario The Sun este jueves. El avión subió a 5000 pies, pero más tarde le pidió permiso al control de tráfico aéreo de Jersey para bajar a 2300 pies. Luego desapareció.