¿Por dónde van a entrar?

Colapso de camiones: Prevén cosecha récord con el doble de ingresos que en 2018


Por la producción récord de 140 millones de toneladas de granos proyectados para la actual campaña, en los puertos del Gran Rosario se espera, para este año, un arribo histórico de 1,3 millón de camiones.

Y lo que está sucediendo desde la semana pasada a la fecha lo avala, pues la región sufrió (y sufre) la llegada de miles de rodados transportando granos a las terminales portuarias de la zona.

Desde ayer, los accesos a Puerto San Martín, San Lorenzo y Timbúes, directamente colapsaron.

En lo que va de 2019, según datos de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) arribaron casi 200 mil camiones (191.552) a las diecinueve terminales portuarias distribuidas en el Gran Rosario.

Ayer, por ejemplo, arribaron 4.961 camiones, de los que 59% transportaba maíz (2.950) y 37% soja (1.842 camiones). El resto, se repartieron entre trigo, girasol y sorgo. Cabe indicar que la vedette de esta campaña será, sin dudas, el maíz, y que el grueso se exportará en granos, ya que el complejo oleaginoso local no está preparado para su refinación, como sí lo hace con la soja.

Pero si los números se proyectan hacia la campaña en plena marcha, el ingreso de estos rodados será aún mayor, pues recién se especula que se dará inicio a mediados del mes venidero. Es de entender, entonces, que lo está ocurriendo desde ayer es tan solo un adelanto de lo que se viene.

Ello, sumado a que se especula con un total récord de 1,3 millón de camiones arribando a estos puertos para todo 2019, o sea, un promedio de 10.000 transportes diarios entrando y saliendo de estas ciudades.

¿Cuánto representa respecto a 2018? Bastante más, pues el año pasado, debido a la fuerte sequía, se transportó mucho menos materia prima.

¿Cuántos accederán a esta zona del Cordón Industrial? De acuerdo a los cálculos de la Cámara de Comercio, Industria y Servicios de San Lorenzo, casi 1 millón; el resto se distribuirán entre Villa G. Gálvez a Arroyo Seco.

¿Era previsible esta situación? Absolutamente, sí. Es que todas las previsiones apuestan a que, campaña tras campaña, la cosecha irá en aumento; de hecho las fábricas en la región se fueron preparando para poder, cada vez, moler más y más granos. A contramano, los gobiernos siguen sin definir un plan logístico que acompañe tal propósito y libere, a transportistas y vecinos, de los inconvenientes que vienen padeciendo con rutas y accesos que se condicen a diez o quince años atrás.

Para ser más específicos, el año pasado ingresaron 833.785 camiones (55 por ciento menos que lo proyectado para 2019). Hasta ahora, el récord corresponde al año 2016, con 1,05 millones.

Todas estas largas colas de camiones se siguen generando a pesar de estar en plena vigencia el sistema de asignación de turnos denominado STOP que ideó el Ministerio de Transporte de la Nación con la intención de resolver esta problemática. Por el momento, lejos está de tener un resultado feliz.

10