Aceiteras advierten que todavía no se habilitó la importación de soja

Hace un mes el Gobierno anunció que volvía a permitir la importación temporaria de soja para procesar en el país, una medida aplaudida por las industrias aceiteras que sufren la falta de materia prima para procesar y también deben pagar muy altos precios para postergar.


Incluso, tan bien fue recibida la medida por los traders que sirvió para calmar los ánimos pese a que en el mismo día el Gobierno también anunció un aumento fuerte de retenciones al biodiesel.

Pero ayer el titular de la Cámara de la Industria Aceitera de la Argentina (Ciara), Alberto Rodríguez, admitió que “hasta acá lo único que hay es una resolución que dice que se va a habilitar, pero no está”. Es más, dijo: “Todavía no se ha podido hacer nada, ni siquiera inscribirse en el registro que se ha creado para las empresas que quieran participar del sistema”.

Según sus cálculos que la Argentina necesita una cosecha de soja de 60 millones de toneladas para atender las demandas industriales. Además, consideró como “muy complicada” la situación durante este año debido a “la caída en la producción, por la seca, que fue muy fuerte y eso se está viendo en el uso de la capacidad instalada, que está en torno de un 60 a 62 por ciento”.

Respecto a la coyuntura actual el titular de Ciara consideró que algunas plantas aceiteras “han parado hace un mes y otras han detenido algunas líneas” de producción. “Estamos trabajando a media máquina”, expresó.

El dirigente manifestó que se necesita una cosecha de 60 millones de toneladas “porque siempre hay 10/12 millones que se exportan como porotos de soja, lo cual deja 50 millones para procesar, sin contar los stocks, las semillas y ese tipo de cosas que también se restan”.

Con relación a lo que pueda suceder con la nueva campaña 2012-2013 sostuvo que “según los pronósticos de lluvias se podría retrasar la siembra, y eso significa que cuando uno no puede sembrar a tiempo se pierde el rendimiento”, no obstante apuntó: “Todavía tenemos grandes esperanzas”.

Comentarios