Bajante del río Paraná

Alfredo Sesé: “Hay un perjuicio de un 25% menos de la capacidad de carga”

El Secretario Técnico de la Comisión de Transporte e Infraestructura de la BCR estimó que no habrá incumplimiento de las obligaciones contractuales, pero sí se espera un sobrecosto logístico del orden de los 240/250 millones de dólares.


La altura del río Paraná amenaza el normal desenvolvimiento de la actividad productiva de la zona del Gran Rosario, en donde están las plantas procesadoras de soja más grandes del mundo, en plena época de cosecha y con precios internacionales en ciclo alcista. Y de mantenerse estas condiciones, podría superarse la bajante máxima registrada en 1944.

En diálogo con BCR News, el Secretario Técnico de la Comisión de Transporte e Infraestructura de la Bolsa de Comercio de Rosario, Alfredo Sesé, explicó: “Este año lamentablemente seguimos con una situación similar a la del año pasado. Centímetros más o centímetros menos, estamos en una bajante muy pronunciada. Algunos especialistas señalan que podría acercarse, o ser casi tan profunda, como la de 1944”.

Y, seguido, señaló: “Realmente los pronósticos no son halagüeños, no obstante esta situación no viene de este año solamente, sino que ya se produjo en nuestra región el año pasado. En rigor, ya desde 2019, la cuenca superior del río Paraná, tanto en la parte regulada como en la no regulada, hubo una escasez de lluvias”.

Precisamente, esos bajos registros de precipitaciones “es lamentablemente el motivo central, y en este caso no podemos con el accionar humano modificar la situación. En 2019 aquí no se notó, pero sí 2020 y los pronósticos para lo que resta de 2021 indican que no vamos a tener una mejora, en particular en este trimestre que tradicionalmente es de poca agua y bajan los caudales en la Cuenca del Plata”.

Vale señalar que esta situación, trae aparejada diversos perjuicios: “En materia comercial, tenemos una disminución en la capacidad de carga de los buques de ultramar. Al día de hoy estamos hablando de 4 pies menos de lo que podría ser el normal, es decir, representa una merma de hasta 10.000 toneladas por buque. Esto también dificulta y ralentiza toda la logística”.

No obstante, Sesé expresó: “Estimo que no va a haber afectación en el cumplimiento de las obligaciones contractuales, sino en la necesidad de incurrir en un mayor costo, para hacer frente con los compromisos asumidos”.

“Hablamos de un perjuicio de un 25% menos de la capacidad de carga. El año pasado la Dirección de Informaciones y Estudios Económicos de la BCR estimó un sobrecosto logístico del orden de los 240/250 millones de dólares en un año. No creo que este año sea muy diferente, pero hay que esperar el desenvolvimiento de toda la campaña”, señaló el Secretario Técnico de la Comisión de Transporte e Infraestructura de la BCR.

En tanto consideró: “Puede ser que con otra unidad de transporte se cumpla con lo que resta del contrato en otro momento, y ahí es donde hablamos de un mayor sobrecosto”.

Renglón seguido, aclaró: “No se pierden exportaciones y es importante llevar tranquilidad por la imagen del país como exportador, respecto a que se van a cumplir los contratos”.

No obstante, esta realidad puede generar “problemas de incertidumbre”, y 2cuando un sistema no responde en tiempo y forma, cuando la rueda del negocio gira, en la próxima vez, el costo se paga”, remarcó Sesé.

En cuanto a las previsiones respecto al río Paraná, “de acuerdo a los pronósticos que manejan los especialistas, durante este año no podemos esperar una mejora significativa. Es más, se espera para julio y agosto la situación empeore y no obedece a la creencia ‘del agua que retienen las represas de Brasil’, de hecho están con un bajo nivel de agua, inclusive con problemas para la producción de energía y no hay posibilidades de una nueva apertura de compuertas para que se produzca una ventana de agua y poder sacar algunas barcazas en el norte de Paraguay o Argentina. Así, los pronósticos para el corto y mediano plazo no son alentadores”, finalizó el Secretario Técnico de la Comisión de Transporte e Infraestructura de la BCR.

Comentarios