Arssa seguirá seis meses más al frente de la autopista y la Provincia repavimentará los primeros 40 kilómetros

El gobierno licitará este primer tramo en enero y lo costeará con fondos propios. También se decidirá nuevo concesionario. Mientras tanto, el actual, seguirá pagando los sueldos


El ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, ratificó el camino diseñado por el Poder Ejecutivo de rescindir el contrato de concesión de la autopista Santa Fe – Rosario con Arssa; el actual concesionario seguirá -en principio- seis meses a cargo del cobro de peaje, pago de sueldos y mantenimientos mínimos; Vialidad Provincial será el encargado de licitar la repavimentación del corredor y en el mes de enero se llamará a licitación pública para elegir el nuevo operador del corredor.

Estimó que el costo de repavimentar cada kilómetro estará entre los 7 y 10 millones de pesos dependiente de los trabajos de base que necesite cada tramo. En principio, se licitarán 40 kilómetros entre los kilómetros 100 al 140, mano hacia Santa Fe.

Según publicó el diario El Litorial, el presidente de la Cámara, Antonio Bonfatti, punteó los compromisos asumidos ante legisladores por el ministro: envío del informe de auditoría realizado por la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) sobre la marcha de la concesión; informe remitido al Tribunal de Cuentas por el órgano de control de la concesión y opinión del organismo y el contrato de rescisión.

Garibay había asistido en junio pasado a la Comisión de Obras Públicas de Diputados donde había anticipado la decisión del gobierno.

 

 

Comentarios