San Lorenzo

Balacera en el Barrio Norte: La versión oficial de los hechos

A última hora de la tarde de ayer un numeroso grupo de vecinos reaccionó tras la muerte de un adolescente a manos de un sicario, derribando paredes e incendiando un supuesto bunker donde vendían drogas


Ayer se produjo una balacera en el barrio Norte , de San Lorenzo, que terminó con la vida de un joven de 16 años.

Dos personas se trasladaban a bordo de una moto y uno de ellos bajó frente a un domicilio de calle Díaz Vélez al 4100 y casi sin más descargó las balas de su ametralladora para luego huir. Los vecinos reaccionaron derribando un tapial y prendiendo fuego a una casa denunciando que allí se vendía droga.

La información oficial aportada por la Unidad Regional XVII consigna que alrededor de las 6 PM, personal del GOT se hallaba apostado en inmediaciones del lugar donde sucedieron los hechos, cumpliendo con una orden de servicio, cuando avistan que de manera repentina aparecen en escena dos hombres, a bordo de una motocicleta de color oscuro, sin chapas ni dominio visible, que frenan de manera repentina frente al citado domicilio, y uno de ellos baja y comienza a disparar sistemáticamente con un arma de guerra que parecería ser una ametralladora.

De inmediato, el personal policial desciende del vehículo en el que se hallaba y correr hacia el sitio de la acción y en ese ínterin los atacantes huyen.

Luego de solicitar refuerzos y la presencia de una unidad sanitaria de emergencias, a los vecinos que allí se encontraban al momento del ataque se le fueron sumando muchos otros más creándose una turba que comenzó a vociferar “tumbemos el bunker, basta de transas”, y así fue como derribaron un tapial de la casa en cuestión sobre Díaz Vélez al 4152.

Poco después, minutos antes de las 8 PM, personal del Comando Radioeléctrico se encontraba apostado en la intersección de Mitre y Perú cuando una persona se les acercó a la carrera para alertarlos porque una casa estaba incendiándose a unos cien metros de allí.

Trasladados hasta Mitre e Islas Malvinas, confirman la existencia de un foco ígneo, sin que hubiese en el interior de la propiedad persona alguna.

Los Bomberos acudieron al llamado y apagaron las llamas.

Más tarde arribó una persona quien dijo ser el dueño de esa morada e ignorar los motivos de su generación.

Vecinos de la zona, indignados por los sucesos acontecidos poco antes, con la muerte de un joven producto de una balacera, se adjudicaron dicho incendio a modo de “venganza”, tal como lo relataron a través de las redes sociales.

Comentarios