Buenas noticias para la agroindustria: Aumenta el índice proteico de la soja

En octubre tuvo un aumento intermensual del 1,74%, por lo que presenta una variación interanual positiva del 23,78%. Millones de personas se alimentan con la producción del complejo sojero local


El Indicador de Proteínas del mes de octubre fue de 168,10 puntos con un incremento interanual (23,78%) e intermensual (1,74%), evidenciando la solidez productiva de la cadena agroindustrial de la soja argentina.

El Indicador de Proteínas y Cobertura de las Necesidades Alimentarias (IPyCNA) mide el aporte indirecto que realizan las proteínas de la harina de soja a la alimentación de las personas, estimando el aporte de proteínas vegetales y animales a través del consumo directo e indirecto de la harina de soja.

Argentina continúa posicionándose como uno de los principales productores de harina de soja del mundo, con una producción total de 30,3 millones de toneladas en 2014 y una acumulada de 28,2 millones de toneladas hasta el mes de octubre de 2015. Es por esto que resulta de gran interés cuantificar la contribución que realiza la cadena agroindustrial de la soja en términos de aporte alimentario a la población.

La producción total de harina de soja correspondiente al mes de octubre de 2015 fue de 3,1 millones de toneladas. El volumen procesado fue de 53 mil toneladas más que septiembre, y 596 mil toneladas más que en octubre 2014.

Esto manifiesta la gran fortaleza de la cadena agroindustrial nacional de soja, que pese a un escenario desalentador, continúa posicionándose como líder en la cobertura de necesidades alimentarias.

En los últimos tiempos, la industria se enfrentaba a un serio inconveniente derivado de la pérdida de valor proteico a raíz de la sobreproducción de soja en los que los productores privilegiaban sus rindes, pero no así la calidad.

Foro PAIS ha elaborado el Indicador de Proteínas y Cobertura de Necesidades Alimentarias (IPyCNA), el cual posee una relación directa con el aumento o descenso de la molienda de harina de soja. Esto se debe a que es calculado a partir de las proteínas animales que se obtienen de alimentar a las aves, cerdos y peces con fórmulas a base de dicha harina.

La importancia alimenticia de nuestra agroindustria, cuyo polo está centrado en el Cordón Industrial, es tal que se refleja en los millones de personas que pueden alimentarse; para servir de ejemplo, si se dedicara la producción total de harina de soja obtenida en el mes de octubre a la alimentación de pollos, cerdos y peces, se alcanzarían a cubrir los requerimientos proteicos mensuales de 29 millones de familias tipo,237 millones de niños (de 1 a 10 años), 103 millones de mujeres, 84 millones de hombres,o casi dos veces y media la población argentina.

Fuente: Infocampo

Comentarios