En Villa La Ribera

Cosecha gruesa: Vecinos de la región cortan rutas por falta de obras viales

Reclaman promesas incumplidas de años anteriores por parte de legisladores, funcionarios provinciales y nacionales. Quieren respuestas inmediatas


Vecinos de las localidades de Pueblo Andino, Serodino, Oliveros, Timbúes y Ricardone realizan este martes un corte de tránsito en el cruce de las rutas 11 y 91, a la altura de Villa La Ribera, para reclamar por las promesas incumplidas de legisladores, funcionarios provinciales y nacionales, y visibilizar la problemática por la falta de infraestructura en los accesos viales de la región, que se agrava por la fluida circulación de camiones en épocas de cosecha gruesa.

La tragedia vial de la semana pasada en la que murieron calcinados dos automovilistas de Serodino cerca del «puente angosto» de la Ruta 91, la falta de obras estructurales, el impacto ambiental que produce la circulación de 5 mil camiones diarios hacia las terminales portuarias del Cordón Industrial, llevaron a un grupo de vecinos a organizar un corte de ruta que sin embargo no afectará el tránsito civil, anticiparon.

«El año pasado tuvimos una reunión de la que participaron los senadores de los departamentos San Lorenzo e Iriondo, funcionarios provinciales y nacionales de Vialidad, representantes de la Cámara de Comercio e Industria de San Lorenzo y el titular de la Agencia Provincial de Seguridad Vial, a través del doctor (Osvaldo) Aymo. Propusieron que a fines de 2021 iban a hacer obras pero en el departamento Iriondo no han invertido absolutamente nada», lamentó Juan Nóbile, vecino de Villa La Ribera.

El reconocido antropólogo reconoció que «en aquella reunión los senadores prometieron que iban a presentar proyectos para incluir en el presupuesto provincial la obra para la construcción de dos aliviadores sobre las rutas 11 y 91. Lamentablemente no hemos tenido novedades. Nos incumplieron».

Nóbile recordó que del polo cerealero más importante de la Argentina, situado en los puertos de Timbúes, Puerto San Martín y San Lorenzo, «salen 57 mil millones de dólares anuales en exportaciones. La obra de construcción de esos cruces estaba calculada en 30 millones de dólares, lo que ni siquiera llega al 1 por ciento en infraestructura vial que reclamamos tanto los vecinos como los camioneros que vienen a descargar».

La postal se repite todos los años. Vecinos circulando con sus autos por las banquinas. Ambulancias, móviles policiales y de bomberos atorados entre larguísimas filas de camiones. Alumnos caminando a la vera de rutas o de la autopista para ir a la escuela o volver a casa. Roedores comiendo el cereal que caen de los transportes de carga. Y alarmante inseguridad vial que la semana pasada se cobró otras dos vidas.

Comentarios