Drama en Beltrán

Desgarrador testimonio sobre los últimos minutos de vida de Emanuel Wolert

"Yo le pedía que me apriete la mano mientras esperábamos la ambulancia. Le dispararon por la espalda y le habían dado culatazos en la nuca y en la cara", manifestó un vecino lo acompañó hasta el último suspiro.

Un vecino acompañó a Emanuel Wolert en sus últimos minutos de vida, luego de que la madrugada del domingo le dispararon por la espalda y lo redujeron a culatazos para robarle cuando volvía a su casa del Fonavi 3 de Fray Luis Beltrán, tras compartir un asado con amigos.

El vecino se despertó a las 5 de la mañana del domingo tras escuchar tres disparos en la vereda de su cuadra. “Salí al portón y escuché que se cerraba la puerta de la casa del Manu. Sentí cuando golpeó la cabeza contra el piso. Le chiflé y sentí que le puso traba a la puerta”, recordó a través de un audio que se viralizó en redes sociales.

El vecino, asustado, decidió llamar por teléfono a Emanuel. “Me cortó y entonces decidí llamar a la Policía. Les dije que había escuchado disparos y que mi vecino se cayó al entrar a su casa. Me dijeron que iban a mandar un móvil y entonces vuelvo a llamar a Manu”, añadió.

Emanuel logró atender el segundo llamado de su vecino. “¿Manu estás bien?”, le preguntó el vecino. “No, me dispararon”, respondió la víctima. “Venite que están mis viejos durmiendo”, agregó Manu en la comunicación telefónica.

“Me abrió la puerta de la casa y me contó que le disparó un loco que conocía, que vive en Capitán Bermúdez. Y que andaba en una moto blanca”, rememoró. En medio de la desesperación, los gritos para pedirle que no se duerma despertaron al padre y a la madre de la víctima de 34 años.

Le dispararon por la espalda en la cuadra de su casa. “Yo le pedía que me apriete la mano mientras esperábamos la ambulancia. Hasta que empezó a ponerse blanco y frío. Sangraba y sangraba. Cuando lo cargaron en la ambulancia ya no parpadeaba y estaba sin vida”, lamentó el vecino de Emanuel.

“Ya en el hospital me llamaron para hacer la revisión. Le habían dado culatazos en la cabeza y le sangraba la nariz. También tenía golpeada la frente. Muy triste todo”, concluyó el consternado vecino.

Los restos de Emanuel Wolert fueron velados ayer en Fray Luis Beltrán y este martes a las 19 convocan a una marcha de antorchas desde la Pasarela para reclamar seguridad y justicia.

30