Golpe de nock out

Desobligan desde hoy a las petroleras a cortar el gas oil con 10 por ciento de biodiesel

Es una resolución del gobierno nacional. Mientras se espera que Diputados le de media sanción al cupo máxima de 5 por ciento. Todo indica que el empresariado podría recortar los puestos de empleo.


El gobierno nacional, a través de la Secretaría de Energía, formalizó hoy la reducción del corte en el gas oil con biodiesel.

Lo hizo por medio de la resolución nº 624 que establece un mínimo de cinco por ciento de biocombustible, pero desobligando a las petroleras a tener que hacerlo con 10 por ciento, como imperó hasta ayer; ergo, sólo optarán por 5 por ciento y así cumplirán con la norma vigente.

El caso es que dicha sanción constituye un duro golpe para la industrial del biocombustible dedicada al abastecimiento del mercado interno, en su inmensa mayoría Pymes, tal como lo promovió el otrora presidente Néstor Kirchner.

Paradójicamente, es el mismo kirchnerismo el que hoy le da la espalda para favorecer a las petroleras. Hoy se especula conque en Diputados esta fórmula se convierta en ley.

“Sustitúyese transitoriamente, a partir de la entrada en vigencia de la presente medida y hasta el 31 de julio de 2021, la proporción obligatoria de biodiésel en su mezcla con el total del volumen del combustible fósil gasoil establecida por el Artículo 7° de la Resolución N° 1.283 de fecha 6 de septiembre de 2006 y el Artículo 3° de la Resolución N° 660 de fecha 20 de agosto de 2015, ambas de la exSecretaría de Energía del exMinisterio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, la cual queda establecida para el citado período en un mínimo de cinco por ciento (5%) que no podrá superar, en ningún caso, el diez por ciento (10%).», expresa el comunicado del Ministerio de Economía.

«Los productores, que ya están al borde de la quiebra, no tienen capacidad de negociación porque están fundidos y entre cerrar la fábrica y un mal arreglo prefieren arreglar (con el gobierno) y se conforman con esa reducción del 5 por ciento; saben que es eso o nada y la situación no es justa», afirmó Claudio Molina, director ejecutivo de la Asociación Argentina de Biocombustibles e Hidrógeno.

En este sector industrial, según afirman los empresarios, hay unos 6.000 puestos de empleo en juego, entre directos e indirectos.

En todo el país hay 33 plantas dedicadas a la generación de biocombustibles, muchas de ellas en el sur de la provincia de Santa Fe.

Se teme que esta determinación impulsaría el cierre de algunos de estos establecimientos, o de mínimo, el recorte de sus planteles laborales.

En el caso del etanol en la nafta, el corte queda en el 12 por ciento, como hasta ahora, aunque abre la puerta a una reducción al 9 por ciento.

Fuente; La Nación

Comentarios