Dólar: exportadores liquidarán u$s1.500 M en diciembre y le dan respiro al BCRA

El incremento de la oferta en diciembre es un hecho, es el comienzo de la temporada de liquidación. De hecho, se espera que los cerealeros liquiden aun unos u$s1.500 millones.


Así, si bien el Banco Central (BCRA) no tendrá la misma libertad que en otros meses para llevarse esos dólares a sus arcas, si podrá contener la cotización del dólar estable sn vender divisas en un mes en que habitualmente las obligaciones de empresas con el exterior se incrementan y se recalienta la demanda de dólares.

Así es como en la plaza porteña sostienen que de esos u$s1.500 millones, el Central solo podrá llevarse entre 150 y 400 millones, ya que deberá autorizar pagos significativos de la importación.

Según la Cámara de la Industria Aceitera (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), la liquidación en lo que va del año es de u$s21.500 millones y podría terminar en los u$s23.000 millones. Si bien se trata del segundo nivel más alto en diez años, se registraría una caída de poco más de 2.000 millones que la suma alcanzada en el 2011, de u$s25.133 millones. Según un operador de la city, las inundaciones en Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe fueron las responsables de esta diferencia. De todas formas, cabe señalar que el importe liquidado el año pasado fue récord en la última década.

Por otro lado, el mismo operador sostuvo que para el 2013 calcula que el excedente con el que contará el organismo monetario será de entre u$s10.000 millones y u$s12.000 millones, no sólo por los ingresos previstos por parte de los cerealeros, sino porque casi no hay deuda privada a pagar: unos u$s4.550 millones.

En cambio, este año las reservas no presentan saldo a favor, al menos hasta ayer. Aunque lleva acumuladas compras por alrededor de u$s9.800 millones, los pagos vencimientos de deuda fueron por u$s8.900 millones. Por eso es que las reservas cerraron el 2011 en los u$s46.376 millones y ayer quedaron en u$s45.300 millones. Por si fuera poco, en nueve días se deben cumplir con los tenedores de cupones del PBI, con lo que se irán otros u$s3.500 millones.

“Si el Central les deja pagar a los importadores, no creo que se puedan quedar con muchos dólares en diciembre”, comentó el presidente de una casa de cambios que no quiso ser identificado. En sintonía, un operador de otra mesa de cambios recordó que en esta época del año “los importadores cuentan con muchos compromisos y vencimientos comerciales, que de no ser respetados podría afectar al funcionamiento de la economía”.

En lo que respecta a las últimas intervenciones de la entidad que lidera Mercedes Marcó del Pont, todavía no se puede “leer” una tendencia. El lunes sorprendió con una compra de u$s100 millones, pero el martes la suma adquirida cedió a u$s60 millones, mientras que ayer debió vender u$s10 millones para estabilizar el precio del dólar.

De todas formas, la última intervención no impidió una suba, que fue de 4 milésimas, hasta los 4.851 pesos. Por su parte, las pizarras se ubicaron en 4,86 y 4,865 pesos.

Comentarios