Casta

Dos abogados rosarinos son la clave para el futuro «hidrovía K»

Diego Giuliano y Tómas Vernet ambos son abogados y pieza clave para la administración del principal corredor navegable del país, ambos son abogados y cercanos políticamente al Ministro de Economía, Sergio Massa.


Tómas Vernet un massita como sud director de Administración General de Puertos

Diego Giuliano fue concejal de la ciudad de Rosario actualmente es el Ministro de Transporte de la Nación en el gobierno de Alberto Fernández. El abogado constitucionalista de Rosario es un aliado histórico del actual Ministro de Gobierno, Sergio Massa uno de los tres dirigentes que forman el gobierno de coalición K.

Giuliano convocó para que lo acompañe en la conducción de un lugar clave de su cartera que es la Administración General de Puertos (AGP), un puerto clave para la gestión y administración de la Vía Navegable troncal y el Puerto Nacional de Buenos Aires, el rosarino se recostó en un coterráneo y colega el Dr. Tomás Vernet.

Sobrino del ex Gobernador de la provincia de Santa Fe, José María “Tati” Vernet, Tomás se desempeñó en el ámbito de la gestión nacional como Subgerente General de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT), entidad nacional de supervisión y control del transporte de carga y pasajeros, desde enero de 2020 hasta junio del 2021, donde tuvo a cargo el proceso de federalización del organismo con la apertura de delegaciones de control en todas las provincias, destacándose que durante la pandemia estuvo al frente de la organización y ejecución de los traslados humanitarios y repatriaciones de ciudadanos argentinos que se encontraban varados en diferentes partes del mundo.

Posteriormente y hasta la actualidad trabajó como Jefe de Gabinete del actual ministro Diego Giuliano en la Secretaria de Transporte de la Nación, que tiene a su cargo los cuatro modos del Transporte: Terrestre, Ferroviario, Aéreo y Fluvial y Marítimo.

La hidrovía es una caja que las facciones que gobiernan el país tienen entre ojo y ojo, Alberto Fernández en un ridículo acto en la ciudad de Puerto San Martín acompañado de gobernadores anunciaba a las apuradas la nacionalización del servicio de mantenimiento de la hidrovía y sobre todo el manejo de los cobros de peaje que pagan los barcos que surcan las aguas del Paraná.

Tanto Giuliano como Vernet no tienen ninguna experiencia en el manejo de la actividad maritima y portuaria que convive a diario con la hidrovía, está es una característica muy típica de la política Argentina que tiene la designación de políticos que puedan garantizar el loteo de las cajas y los negocios. Está claro que no trabajaran para una hidrovía moderna y de futuro que garantice el futuro exportador del país, Massa y el Kirchner están muy lejos de expresar el desarrollismo.

Comentarios