El PJ de San Lorenzo no se unificará para las elecciones

Un Plan B se pone en marcha: que los líderes del peronismo se comprometan a acompañar al que resulte triunfador en las internas.


El peronismo sanlorencino se convocó anoche en pos de establecer los lazos para lograr la unidad partidaria. El llamado surgió desde el seno de la secretaría general del Concejo de Unidades Básicas local, a cargo del sindicalista Gabriel Berardo, pero la respuesta no fue la esperada.

Es que los máximos dirigentes del justicialismo faltaron -por diferentes motivos- a la cita, como ser, Carlos de Grandis, Daniel Sorrequieta, Herme Juárez y Armando Traferi (De Grandis se excusó por tener a su madre internada en coronarias). Pero más allá de los “popes” también se ausentaron integrantes de la segunda línea y promovidos pre candidatos a concejales, tales los casos de Sergio Dabove, Alejandro Cabral Guillermo Machín y Reynaldo Díaz, entre otros.

“El proceso de unidad partidaria para determinar una solo lista en las elecciones que se avecinan es un proceso de muy difícil concreción”, expresó Berardo durante una entrevista realizada en FM Vale, y con absoluta franqueza aceptó que el partido ya está elaborando un Plan B, que no es otro que adelantarse a las internas.

“Creo que habrá internas y para eso, la intención será que los máximos referentes de los sectores en pugna se comprometan a que fuese cual fuese el resultado de las primarias, el que pierda acompañé al que resulte triunfador”, precisó, aludiendo a que los garantes de tal acuerdo no serán otros que De Grandis, Juárez, Sorrequieta y Traferri, los dirigentes que dominan la peronismo zonal desde hace más de una década.

Marcelo Remondino, Leonel Bechara y Diego Bonar fueron algunos de los dirigentes presentes en la convocatoria y que aspiran a convertirse en candidatos. Una de las propuestas analizadas fue desandar las diferencias a partir de una encuesta: el que mejor mida encabezará la probable lista. Sin embargo, la idea fue descartada.

Hoy la realidad del PJ de San Lorenzo marca que el proceso de internas será un hecho. Ello no es malo, pues para cualquier organización una elección democrática revalida lauros. Claro que peronismo sanlorencino viene de cuatro derrotas electorales consecutivas, y dos ellas con pésimos resultados, como la de 2009 en la que no logró incluir un solo edil o la de 2011, donde la concejal María Claudia Mariani logró repetir mandato en el Concejo luego de pelearla caso en soledad ante el desprecio de sus pares.

“No creo que la unidad sea imposible, si complicado por las diferencias internas y las expectativas que tienen los compañeros, pero aún puede ser posible, mi historia como dirigente gremial así lo demuestra ante tantas situaciones difíciles que supimos superar”, concluyó Berardo, miembro del sindicato de peajistas.

Comentarios