Capitán Bermúdez

La historia de una madre que vio nacer a su hija en un centro de salud barrial

Milagros Abigail nació ayer en el Caps de Barrio Posta. La madre se descompuso cuando iba camino al efector. Vive en Barrio Copello y atraviesa severas dificultades socioeconómicas.


La bebé que nació en un centro de atención primaria de la salud de Capitán Bermúdez, pesó 2,800 kilos y se encuentra en buen estado de salud en el área de neonatología del hospital Eva Perón de Granadero Baigorria. Así lo confirmó Rosana Faroni, la médica que atendió el parto de María, la flamante madre de 21 años que llegó ayer de urgencia al Caps de Barrio Posta.

Milagros Abigail se transformó en la primera beba nacida en un centro de salud de atención primaria en Capitán Bermúdez. Apenas llegó al mundo, la colocaron contra el pecho de mamá María. “Tuvimos que ocuparnos del alumbramiento, que es la fase cuando se produce la expulsión de la placenta. En un principio creíamos que era un varón porque la madre nos dijo que iba a llamarse Laureano”, aclaró la doctora Faroni.

Es que María llegó al parto con apenas un par de controles obstétricos. Recién se enteró que había sido mamá de una nena cuando quedó internada en el área de maternidad del Eva Perón. El primer control se lo realizó cuando le confirmaron que estaba embarazada, en el hospital Reynaldo Barrionuevo de Bermúdez. A partir del último período de menstruación, le habían dado fecha de parto para fines de julio.

María vive en Barrio Copello y padece dificultades socioeconómicas. A través de una amiga había ido la semana pasada al Caps de Barrio Posta para controlar su embarazo. No tenía hecha ninguna ecografía durante el período gestacional, afirmaron. Cuando asistió al efector público de calle 13 de Marzo, le sirvieron un desayuno, le proporcionaron ropa de abrigo y calzado porque había ido con gomones en los pies. Y le prescribieron una orden con análisis de laboratorio que debía realizarse previo al parto.

Ayer la joven de 21 años se descompuso en la calle cuando iba de Copello a Barrio Posta, para hacerse dichos análisis. Había tenido un pequeño sangrado y cuando la compensaron en el centro de salud, rompió bolsa. “Cuando la revisamos ya tenía cuatro centímetros de dilatación. Mientras venía la ambulancia del Sies, llamábamos al área de maternidad del Baigorria para conseguir la autorización y derivar a la paciente. Inclusive llegamos a llamar a la Maternidad Martin de la ciudad de Rosario”, indicó Faroni.

La autorización para el traslado de María demoró más de lo previsto. Y aunque la ambulancia ya esperaba en la puerta del Caps de Barrio Posta, la doctora y la enfermera de guardia del centro asistencial bermudense, junto a otras dos asistentes, improvisaron una sala de parto en el consultorio médico para esperar la llegada de Milagros Abigail.

“Tuvimos dificultades en el parto por un problema congénito de la mamá en la zona lumbar que le afecta las caderas. Y después que escuchamos llorar a la bebé, tuvimos que ocuparnos del alumbramiento para inducir la expulsión de la placenta, para que entonces sí pueda hacerse el traslado al hospital Eva Perón”, precisó la doctora Faroni. Una vez que le dieron ingreso en el hospital y controlaron el estado del recién nacido, María se enteró que había sido madre de Milagros Abigail y no de Laureano. La primera beba nacida en un centro de salud de atención primaria de Capitán Bermúdez.

Comentarios