La inflación de Rafaela en el primer semestre fue de 18,9%

Hubo fuertes aumentos de precios durante la primera mitad del año en la ciudad, casi tres veces más que lo señalado por el INDEC. Bajo las cifras privadas, los acuerdos salariales van quedando desactualizados


El primer semestre de 2012 cerró en Rafaela con una inflación acumulada de 18,9% y la cifra pone de manifiesto la tendencia alcista que mostraron los precios de la ciudad durante esta mitad del año. Al mismo tiempo, ratifica en números la distancia que se mantiene en relación a lo difundido por el INDEC.

Las variaciones de precios entre uno y otro mes han sido significativas en cada uno de los relevamiento realizados durante este 2012 y el ritmo inflacionario volvió a presentar niveles de crecimiento como hacía tiempo no se encontraban.
En este sentido, la consultora rafaelina Develar informó que durante el último mes el promedio general de la inflación en las principales cadenas de supermercado de la ciudad fue de 1,8%, posicionando a junio apenas por debajo de lo que vino ocurriendo en los meses anteriores.

De todas maneras, en este período se identificaron aumentos importantes en rubros como las Frutas y Verduras, los Lácteos y los Aceites. Si bien en algunos casos se trata de subas estacionales, lo sucedido en determinados productos siguen siendo preocupante.
Por ejemplo, en materia de lácteos hubo algunas subas que oscilaron entre un 7 y 8 %. Tal es el caso de lo sucedido con el queso rallado, la manteca y el yogurt líquido. Más allá de esto, el promedio general de este rubro fue de 2,6% y fue uno de los que más impactó sobre la canasta alimentaria.

Donde casi no hubo aumentos generalizados fue en Carnes y Fiambres. Según Develar, hubo algunos precios en las góndolas de los supermercados que incluso bajaron (como la bondiola o el salame). Tampoco hubo fuertes incrementos en los productos panificados (salvo en algunos fideos).

A diferencia de todo esto, según el INDEC la inflación de junio fue de 0,7%. Este porcentaje se ubicó muy por debajo de la medición local, que se ubicó en sintonía con el aumento del 1,63% estimado por las consultoras privadas y difundido por el Congreso.

Para el organismo oficial, el primer semestre cerró con un alza de precios al consumidor de 5,1%. En nuestra ciudad, se triplicó la cifra y, según puntualizó Develar, se ubicó en un 18,9%. Los privados coinciden en señalar que la inflación anual de 2012 estaría ubicándose claramente por encima del 30%, y los acuerdos salariales alcanzados hasta ahora (en torno al 20%) ya van quedando desactualizados.

RETRACCION DEL CONSUMO

La remarcación de precios registrada durante el primer semestre de 2012 en las góndolas provocó una caída en las ventas en el rubro de alimentos, hecho que se constató en productos básicos tales como la carne, las verduras, frutas y los lácteos.

Está tendencia fue expuesta por la consultora Finsoport, para quien “la elevada tasa de inflación erosiona el poder adquisitivo de los trabajadores, restringiendo de ese modo su capacidad de consumo”.

Más allá de esto, la consultora dirigida por el ex viceministro de Economía Jorge Todesca avizora “el ingreso a una etapa de retracción” económica. Los técnicos de Finsoport advierten en este lapso “las primeras señales nítidas de contracción en la dinámica del consumo privado” y explicaron que “en supermercados se aprecia un estancamiento en la tasa de crecimiento de las ventas reales”.

Fuente: Agancia Fe

Comentarios