La liquidación de los sojadólares retrocede más del 24 por ciento en lo que va del año

Un informe reveló que la liquidación de dólares del sector agroexportador podría cerrar con una diferencia negativa de 20 puntos porcentuales con respecto al año anterior. Sombrío panorama


Si bien el ritmo de liquidación de los sojadólares se viene acelerando en lo que va del año, se encuentra muy por debajo de los niveles registrados en 2014. Es que durante 2015 las empresas exportadoras de cereales, oleaginosas y derivados liquidaron un 24,27% menos de divisas que en relación al año pasado.

Los datos se desprenden de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA), de los cuales es posible calcular para este año un retroceso de 20 puntos porcentuales con respecto a 2014.

De acuerdo a datos relevados por CIARA y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), durante la primera semana de junio se liquidaron u$s573.449.228, por lo que el total aportado hasta el pasado 5 de junio, es de  u$s8.565.304.904, o sea, 24,27% inferior a los u$s11.310.500.000 registrados entre el 1º de enero y el 6 de junio de 2014. L

a situación preocupa tanto al Banco Central (BCRA) y al Ministerio de Economía de la Nación, dado que en octubre el gobierno debe afrontar el pago de más de u$s6300 millones por el vencimiento del Boden 2015.

Además, la secuencia de cosechas récord en los Estados Unidos, Brasil y Argentina, con un total de u$s119 millones de toneladas proyectadas, inundaron el mercado más allá del poder de compra de la demanda.

Por esta razón, las perspectivas para los precios no son demasiado alentadoras. De hecho, el contexto internacional se encuentra lejos de aquel momento en que el precio de la soja alcanzó el récord de los u$s650 el 4 de septiembre de 2012, en la Bolsa de Chicago.

Hoy, los valores oscilan entre los u$s335 y los u$s355 por tonelada.  Incluso, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) advirtió en su último informe mensual de oferta y demanda de granos a nivel mundial, que durante la nueva campaña 2015-2016 el valor de la oleaginosa puede llegar a tocar un piso de u$s303 tonelada, en una proyección de precios que tiene, según el organismo, un techo de u$s358.

Pero todos saben que el principal motivo para la merma de los sojadólares es la retención que hacen los productores para entregar la mercadería. “Sentados” sobre sus cosechas, esperan mejores tiempos de cotización para desprenderse de los granos.

Para el Tesoro Nacional, los ingresos de dólares desde este sector, representa un eslabón importante, ya que la agroexportación moviliza la tercera parte del total de exportaciones del país.

Comentarios