Puerto San Martín

Le pusieron un arma en la cabeza y le gatillaron tres veces para robarle celular y plata

Una remisera de 51 años denunció que mientras esperaba un pasaje fue abordada por dos desconocidos con fines de robo en Tucumán y Fangio, barrio Petróleo. Aprovechó un descuido y logró escaparse del lugar.


Una remisera de 51 años denunció que le colocaron un arma en la cabeza y le gatillaron tres veces, en un hecho de robo cuando fue abordada la noche del miércoles en Barrio Petróleo de Puerto San Martín.

Mientras estaba esperando a una pasajera en la zona de Tucumán y Fangio, aparecieron dos desconocidos. El más petiso de los dos sacó un arma de su cintura y se lo apoyó en la cabeza, gatillándole en tres oportunidades. «Dame la plata y dame el celular», manifestó la víctima sobre lo que le pedían los ladrones.

Sin dudarlo y al escuchar el percutor del arma, la remisera decidió darle la billetera con toda la recaudación del día y el celular, que cayó adentro del auto ya que la mujer conducía con los auriculares puestos. «Cuando yo le doy la plata, en un descuido de ellos pude arrancar el auto a toda velocidad», contó la trabajadora. Los ladrones atacaron el auto con patadas y golpes de puño.

El episodio se produjo la noche del miércoles a las 22.40 horas. La remisera trabaja en la empresa Potolo, que por medio de la radio había solicitado servicio en Tucumán y Fangio. «Supuestamente era para la madre que iba a calle Franciscanos a buscar a la hermana y de ahí iban al hospital Granaderos a Caballos», precisaron.

Al llegar al lugar del viaje, la remisera no veía a nadie en la calle y llamó vía radial al operador para que se contacte por mensaje con el pasajero. Cinco minutos después aparecieron dos desconocidos. Uno delgado y otro más petiso y grandote que le robaron.

Comentarios