Que sí, que no: Qué es «El Niño» y por qué anuncia lluvias intensas para toda la primavera

El Niño anticipa un significativo aumento de precipitaciones para las zonas centro y este del país.


«Se combinaron varios factores que pueden producir lluvia excesiva -explica la doctora Carolina Vera, investigadora del Conicet en el Centro de Investigaciones del Mar y la Atmósfera, de la UBA-. Para mí, lo más importante es el fenómeno El Niño, que se verifica a partir de julio en el nordeste del país, y a partir de la primavera y verano en el Este.»

Para Vera, que desde hace más de veinte años estudia la variabilidad en las precipitaciones, la caída de agua es atípica, pero no inesperada. «El Niño es un fenómeno que se pronostica con seis meses de anticipación -dice-. En los países que hacen prevención activa lo están monitoreando desde el año pasado.»

El fenómeno de «El Niño» es un calentamiento del Océano Pacífico, en gran mayoría a lo largo del ecuador. Este fenómeno ocurre cada dos a siete años y su intensidad varía. Las aguas más cálidas normalmente están confinadas al Pacífico occidental debido a que los vientos soplan de este a oeste, empujando el agua más cálida hacia Indonesia y Australia.

Pero cuando se presenta este fenómeno, los vientos soplan con poca intensidad o pueden cambiar de dirección, empujando el agua caliente a Sudamérica.

Si el fenómenos es intenso, calienta la atmósfera y cambia los patrones de circulación en todo el mundo, sobre todo el chorro sobre el Pacífico, que se intensifica y caen intensas tormentas sobre el oeste de Estados Unidos. También lloverá más en la costa oeste de Sudamérica.

Por otro lado, la atmósfera busca el equilibrio. Es decir, si llueve más en Norte y Sudamérica, en el sur de Asia y Australia, quedarán secos y con sequías. Además, si El Niño es intenso daña la temporada de ciclones. Entre más caliente esté el Pacífico, más huracanes habrían. Por lo cual, habría menos en el océano Atlántico.

Otra consecuencia sería la presencia inusual de tifones en el Pacífico occidental, por lo cual ya ha habido cinco este año, cuando a estas alturas solo se presentaba uno.

El tiempo a corto plazo

El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) indica para hoy la presencia de un cielo nublado, la probabilidad de lluvias, chaparrones y tormentas aisladas, algunas fuertes. En tanto, hacia la tarde, continúan las condiciones aunque se esperan mejoramientos temporarios.

El termómetro marca unos 14 grados antes de las 7 y se prevé una temperatura máxima de 19 grados.

Comentarios