Inseguridad urbana

Raimundo pidió al gobernador que active urgente operativos de saturación policial

El intendente solicitó incrementar el número de policías al doble. Por su faz productiva, administrativa y comercial, la ciudad "duplica diariamente su población", expresó


El intendente aseguró que se necesita aumentar un 50 por ciento la cantidad de efectivos en la ciudad. Y solicitó que vuelvan los operativos de saturación, que haya controles en los accesos y más patrullaje en los barrios.

Ante los hechos de inseguridad que se vienen registrando en San Lorenzo, el intendente Leonardo Raimundo pidió a la Provincia que se incremente en 50 por ciento la dotación de agentes policiales para la ciudad.

Asimismo, reclamó la restitución de los operativos de saturación, controles en los accesos y más móviles para el patrullaje de los barrios.

Ante el pronto ingreso de nuevos agentes, el mandatario se adelantó y efectuó el planteo en una conferencia para que, en el Ministerio de Seguridad, ya tengan el pedido antes de definir la distribución de estos futuros efectivos.

“San Lorenzo tiene 50 mil habitantes, pero por sus sucursales bancarias, sus instituciones educativas, sus puertos, su centro comercial y su actividad cultural, diariamente el movimiento de personas duplica el de radicadas en forma estable. Por eso debe aumentarse la dotación de personal policial, para que la prevención sea eficaz”, manifestó Raimundo.

En este sentido, señaló que la Municipalidad colocó cámaras de seguridad en todos los barrios, mejoró notablemente el sistema de alumbrado público y colabora con los operativos de tránsito en sectores estratégicos de la ciudad. “No hablo de una crisis de seguridad en San Lorenzo por fuera de las generales de la ley, pero sí de un problema que se ha generado hace años. Si bien todos debemos cooperar, la seguridad es responsabilidad del gobierno provincial en términos de que administra la policía”, aclaró.

También remarcó que el pedido por más seguridad urbana“no representa una crítica al personal de Unidad Regional XVII, que hace lo que puede con el personal que tiene, sino que es un reclamo a la Provincia, consensuado en reuniones con la Unión de Comerciantes e Industriales y demás instituciones representativas de la ciudad y, en definitiva, es lo que queremos los vecinos de San Lorenzo, o sea, vivir en paz”, concluyó.

Comentarios