Cerca de un millón de visitantes anuales

San Carlos de Bariloche en verano: una opción que no podés dejar de visitar

En verano los días son más largos y las temperaturas pueden llegar a los 30º. Los lagos toman protagonismo de diciembre a marzo con excursiones, deportes náuticos e increíbles jornadas de sol en sus playas


Es el destino más visitado de la Patagonia y uno de los más visitados de toda Argentina, con cerca de un millón de visitantes anuales.

Si se desea encontrar paisajes imposibles de olvidar las playas urbanas de Bariloche y también las alejadas del centro son una excelente opción este verano 2020.

Algunas playas inolvidables:

• Playa Bonita (kilómetro 7 de Avenida Bustillo): lejanamente, lo más parecido a las playas turísticas de la costa atlántica argentina, en cuanto a cantidad de gente, jóvenes, colorido, sin tantas aglomeraciones, sin música estridente atronando los oídos todo el tiempo, con el agua transparente y dulce.

• Melipal (Bustillo kilómetro 4): Una playa muy de picnic y bronceados. Amplia, rocosa, con sus distintas zonas, algunas calientes al sol, otras reparadas entre los árboles. También elegida por súbitos pescadores que se animan a probar suerte en las mañanas.

• Bahía Serena (kilómetro 12 de Av. Bustillo): Muy serena, muy familiar, muy del barrio, muy hermosa. Se trata de una pequeña bahía que garantiza dos aspectos fundamentales para algunos: la poca profundidad, así los niños juegan tranquilos; y una temperatura templada del agua, ya que el Nahuel Huapi nos tiene acostumbrados a cierto fresco, que en este caso (y sobre todo en este verano tan hermoso) se supera sin dificultad.

La gastronomía también resulta el plato fuerte de todo el año: Cordero patagónico, trucha, diferentes ahumados y los legendarios chocolates barilochenses, se combinan con las exquisitas cervezas.

Si estás buscando aventura, naturaleza, gastronomía y confort, te recomendamos visitar San Carlos de Bariloche, no te vas a arrepentir.

Comentarios