A un mes del episodio

Tatuador infartado en partido de fútbol con Iron Maiden evoluciona lento, pero bien

Franco Scarpino se encuentra internado en la Clínica Zabala del barrio porteño de Belgrano. Se recupera tras una cirugía cardiovascular en la que le colocaron un triple by pass


El tatuador sanlorencino Franco Scarpino, quien se infartó el 11 de octubre pasado jugando al fútbol con integrantes de la banda metalera Iron Maiden, evoluciona lento pero bien. Se encuentra internado en la Clínica Zabala del barrio porteño de Belgrano, donde se recupera tras una cirugía cardiovascular en la que le colocaron un triple by pass.

Franco, que tiene 45 años, “sigue conectado y responde a lo que le preguntan. Trata de comunicarse como puede y durante el día lo mantienen desconectado del respirador”, declaró su esposa María Laura al portal Criterio.

No hay una fecha precisa para que trasladen a Franco de la unidad de cuidados intensivos a una sala común. “La evolución es lenta”, dijo María Laura. El tatuador lleva 34 días de internación en Buenos Aires.

Comentarios