¿A quien hay que creerle?

Vicentín: Sindicato Aceitero expuso dos versiones sobre el pago de salarios

Una indica que la empresa se comprometió a abonar el 100% y sólo hay una dificultad técnica. La otra, que la cerealera dilata los tiempos y el gremio avalúa una paro en todas las agroexportadoras


Este jueves miembros del Sindicato de Obreros y Empelados Aceiteros (SOEA), representantes de la empresa Vicentín y autoridades del Ministerio de Trabajo de la Nación volverán a reunirse (vía on line) para determinar la modalidad que se practicará con los salarios de los operarios correspondiente al mes de mayo.

Desde hace algunas semanas las partes tuvieron algunos encuentros donde los empresarios expusieron sus inconvenientes financieros, a raíz de la situación económica por la que atraviesa el grupo, con una deuda millonaria y las fábricas y muelle en San Lorenzo paralizados, Ergo, se propuso abonar salarios con quita de hasta el 33 por ciento, algo que el gremio en una primera instancia entendió como posible, pero al comunicarlo a los trabajadores, les exigieron que reclamar pago completo (100 por ciento) más la aplicación del último aumento paritario, más un porcentaje no reconocido por el mismo item desde diciembre pasado.

Así se sucedieron las asambleas sindicales y las reuniones con la patronal, que desde la semana pasada desembocó en la intervención del Ministerio de Trabajo de la Nación. El plazo se impuso para mañana y previo a ello, desde el sindicato, sus principales referentes salieron a explicar como está hoy la situación tras el último encuentro sostenido ayer. Y los dos expusieron argumentos encontrados.

Pablo Reguera, su secretario general, anticipó que la empresa está dilatando los plazos para pagar los salarios y no hay acuerdo para que la cerealera abone el 100 % de los salarios, incluido los últimos aumentos. Por eso, anticipó que sostendría reuniones con la CGT San Lorenzo para evaluar la posible aplicación d emedidas de fuerza, no sólo frente a los portones de Vicentín en San Lorenzo, sino también en Renova, en Timbús (donde Vicentín posee parte del paquete accionario de esa industria.

“Si no se llega un acuerdo, peligra la paz social”, indicó Rerguera en un reportaje realizado por FM 101.1, donde además aludió que de haber movilizaciones, “se podrían extender a todas las empresas del rubro en la región”.

Como si se tratara de otra entidad gremial o haber participado en otra reunión, el secretario adjunto de ese sindicato, Daniel Succi, explicó que Vicentín “ya asumió el compromiso de pagar el 100 % de los salarios”, incluyendo el último aumento paritario.

Lo que este jueves deberá definirse es su modalidad, pues la agroexportadora propuso hacerlo con un 30 % como pago remunerativo y 70 % como no remunertativo, para aquellos operarios que prestaron servicios en planta, y 100 5 no remunerativo a aquellos que debieron quedarse en sus casas.

“Esto lo objetó el Ministerio (Trabajo) porque no hay antecedentes de tanto pago no remunerativo, pero es algo que se comprometieron a revisar y dar una respuesta este jueves”, precisó en declaraciones brindadas a TVR.

Con lo dicho queda expuesta que las principales figuras de este sindicato parecieran estar enfrentadas. O de mínimo no se hablan siquiera para definir una estrategia de prensa, más allá que el gremio dispone de recursos con los que abonan mes a mes a una productora que se encarga de dicha materia.

No es la primera vez que Succi y Reguera tienen expresiones y análisis distintos del accionar gremial y que lo hacen público. Sin embargo, esta vez se trató de una reunión con tres actores (gremio, empresa y gobierno) de cuyo resultado final hay dos versiones diametralmente opuesta.

En este esquema, mañana jueves todos estos actores volverán a encontrarse.

 

Comentarios