Tribunales de San Lorenzo

Condenaron a Negro Titi por asesinato y andar con ametralladora por Bermúdez

En abril del año pasado acribilló de tres tiros a Sergio Almirón en El Espinillo. Le concedieron la libertad con restricciones y luego cayó con todo tipo de armas y municiones. Le dieron once años de prisión efectiva.


Negro Titi, un peligroso delincuente de Capitán Bermúdez, fue condenado a 11 años de prisión efectiva por el crimen de Sergio Almirón, que perpetró en abril del año pasado en El Espinillo.

La pena acordada en un juicio abreviado, resuelto entre Fiscalía y la defensa, contempló otros delitos: dos semanas después de que lo imputaran por el homicidio y le concedieran una libertad con restricciones, volvió a caer detenido con una ametralladora al cabo de una persecución policial.

En el allanamiento de su domicilio secuestraron escopetas, pistolas, municiones, balanzas de precisión y envoltorios con cocaína.

En la imputación, el fiscal Carlos Ortigoza le atribuyó al Negro Titi el hecho ocurrido el 6 de abril de 2020 en el asentamiento denominado El Espinillo.

La investigación refiere que interceptó a Almirón, le gritó, lo increpó y le efectuó al menos tres disparos con una pistola calibre 9 milímetros. La víctima fue hospitalizada en el Eva Perón de Granadero Baigorria, donde falleció el 8 de abril.

Se le imputó la portación sin la debida autorización del arma de fuego con la que perpetró el homicidio. Además se le atribuyó haber desobedecido el aislamiento social, preventivo y obligatorio vigente, sin la correspondiente autorización para circular.

A Negro Titi también lo acusaron, con fecha del 11 de abril pasado, la posesión sin la debida autorización legal las siguientes armas de fuego aptas para el disparo: una pistola calibre 9 mm, diez cartuchos calibre 9 mm de punta de plomo, dos cartuchos de punta de teflón, otra pistola del mismo calibre pero sin marca ni numeración visibles con un cartucho en recámara, doce cartuchos, una escopeta de un caño calibre 16mm, y otra escopeta del mismo calibre sin marca visible con numeración.

El 27 de abril, Negro Titi portaba un subfusil automático FMK3, calibre 9 milímetros, cuando se encontraba con un amigo en calles Ricchieri y Bajada Espinillo.

Al divisar a efectivos policiales Aguirre se dio la fuga por Bajada Espinillo hacia el oeste y a unos 100 metros arrojó el arma. Fue detenido a las pocas cuadras y le secuestraron dos cargadores de pistola 9 milímetros con 14 y 15 municiones.

Comentarios