Fraile pedófilo

La justicia divina parece ser también tan lenta como la terrenal

El Arzobispado de Rosario comunicó que la denuncia por abuso sexual planteada por un concejal sanlorencino por parte del sacerdote Herminio Gaitán, del Convento San Carlos, fue girada a Roma


Tras la denuncia que efectuó públicamente el concejal sanlorencino Marcelo Remondino, apuntando contra el fraile Herminio Gaitán, otrora guardián del Convento San Carlos, por abuso sexual en su contra cuando tenía 5 años, el Arzobispado de Rosario emitió un comunicado de prensa.

En sus líneas se entiende que tras un año de conocida tal denuncia y efectuado en este tiempo una investigación de los hechos acusatorios, se remitió el expediente del caso, hace unos días, al Vaticano para que allá siga su curso.

Cabe recordar que Remondino denunció el caso en febrero de 2019 en este Arzobispado luego de reunirse y dialogar con su obispo Eduardo Martín, quien le indicó que debía radicar una denuncia formal en esa jurisdicción, de acuerdo al derecho canónico vigente, cosa que concretó.

Pasado un año de aquello, el concejal decidió hacer pública tal acusación, y tras el “rebote” que tuvo la noticia, ahora el Arzobispado explica, también públicamente, que pasó con dicha investigación.

A continuación, el comunicado:

“El denunciante fue recibido y escuchado por Monseñor Eduardo Martín, el 20 de febrero de 2019. Ese mismo día, concluida la charla con el Arzobispo, realizó la denuncia formal en esta misma sede episcopal”.

“Al día siguiente, el 21 de febrero de 2019, se le dio curso – conforme la legislación canónica vigente – a la autoridad de la orden religiosa franciscana. El mismo día, de conformidad con la legislación vigente, se elevó todo lo actuado a las autoridades vaticanas, quienes confirmaron su recepción el 4 de marzo de 2019”.

“En estos últimos días, el denunciante solicitó una entrevista con el Arzobispo, quien el 9 de febrero lo recibió y escuchó nuevamente, brindándole copia de su denuncia, así como también una carta en la que se explicitan todos los pasos dados por este Arzobispado de Rosario, en línea con la necesaria transparencia que el Papa Francisco pide para el tratamiento de estos casos”.

“Asimismo, el Arzobispo se puso en contacto con la autoridad de la orden religiosa a la que pertenece el denunciado, quien le informó que la investigación había concluido, remitiéndola a la autoridad competente de Roma para su resolución”.

“Al mismo tiempo, el Arzobispado de Rosario manifiesta su total disposición y cercanía para con todas la víctimas y reitera su firme compromiso con la búsqueda de la verdad y la justicia”.

La misiva está fechada ayer, 18 de febrero de 2021.

Comentarios